LO QUE SOY

siempre fui un buscador de la verdad, no se lo recomendaría a nadie, es una aventura de proporciones y paisajes descabellados, y sin embargo el profeta de los vilipendios mil lo dijo claramente: que sólo el camino de la verdad me haría libre y así fue

después de purgar una fase ataráxica que me duró tres años de no querer absolutamente nada de la vida (ni para bien ni para mal) que se montó con otros tantos años de bestial ataque espiritual del que fui víctima, pude finalmente sobreponerme y triunfar en eso de permanecer vivo

y en el intertanto, perdí el nombre y otras absurdas creencias; rearmé mi sistema personal de entendidos, al menos uno que me significase algo y que replantease mis retos e intereses personales, ahora soy un reparador de realidades tanto en el sentido literario como en el vitalicio

si quieres saber porqué te debería importar esto, sigue la pista

Scroll al inicio
Verificado por MonsterInsights